Baltasara Álvarez Álvarez, emigrante de Galbarra en Argentina, junto con su marido e hijos

    Baltasara Álvarez junto a su marido e hijos.

    Son las 9:45 del 17 de mayo. Enfilo la carretera del Valle porque a las 10 he quedado con ellos. Seguro que aún no están. Vienen de Pamplona, no conocen la carretera y simplemente el hecho de admirar el paisaje les ralentizará… Craso error! Llego a la puerta de la iglesia de Galbarra, donde hemos quedado, y ahí están Lucía Ganuza y su marido.

    Dos meses atrás me había llegado un correo a la web desde Argentina

    “Hola escribo desde Argentina , de la provincia de Cordoba, mi ciudad se llama Bell Ville. Mi abuela se llamaba Baltasara Álvarez Álvarez y nació en Galbarra. En el mes de mayo voy a visitar el pueblo, quisiera saber con quién pudiera contactarme para conocer un poco más de mis antepasados.”

    Me dirijo a su encuentro y nos presentamos. Emocionada y conteniendo las lágrimas, me confiesa indescriptibles los sentimientos al pisar la tierra donde nació su abuela “…un 6 de enero de 1898, por eso le llamaron Baltasara”.
    Primogénita de 8 hermanos, partió con 15 años a Argentina. Sucesivos años después lo harían también sus hermanos Dolores, Jesús y Victorina . Aquí quedaron Florentino, Justa, Donato y Benita.

    Baltasara se abrió camino trabajando en labores de campo y como empleada de hogar. La procedencia de una misma región siempre ha sido una conexión fuerte entre los emigrantes, que se reunían en torno a centros sociales, y así conoció a su marido, un emigrante llamado Basilio Ganuza, nacido a escasos kilómetros de ella, en Orbiso. Se casaron en Rosario y se trasladaron a vivir a Bell Ville, y allí abrieron “La Esquina” un ultramarino donde vendían de todo, desde manzanas a carbón, y donde daban alojamiento a los temporeros del campo.
    Los hijos se hicieron esperar, pero al fin llegaron sanos los mellizos a quienes pusieron el nombre de sus respectivos padres: Daniel y Jorge.

    Por la carretera de Gastiáin se van acercando despacio Carmen y Trini. Saben de la visita y vienen a nuestro encuentro. Les unen lazos de sangre, algo lejanos, pero ahí están. Su madre era prima carnal de Baltasara. La emoción de Lucía va en aumento, se pregunta si seguirá en pie la casa que la vio nacer, y ellas asienten. Por detrás de la iglesia llegamos a la que hoy es la casa de Manolo, el hijo de Benita, y en ese momento, las lágrimas que se habían reprimido ya no pueden hacerlo más y estallan. Nos muestra una foto que trae con ella en la que al dorso se lee “Recuerdo de la casa donde nació nuestra madre en Galbarra – Valle de Lana…” Una pena que Manolo no esté y la casa se encuentre cerrada.

    Lucía se pregunta qué obligaría a su abuela a dejar tan joven su familia, su casa y su pueblo. La respuesta se me antoja bastante probable: “la supervivencia”. Durante toda su vida Baltasara nunca habló de lo que dejó en Galbarra, ni de nada de lo que tuviera que ver con esto. Es como si hubiera cerrado una puerta y lo hubiera dejado atrás. Pero nunca perdió el contacto con sus hermanos ni ellos con ella.

    Vamos a casa de Trini y nos sentamos a conversar. Le cuentan que el “tío Valentín” fue el que primero marchó a Argentina, el que abrió el camino… que los Zurbano de Gastiáin también son familia…
    Lucía trae alguna foto y cartas que a su abuela le escribían los hermanos: Benita desde Bilbao, Donato desde Zumárraga… le dan noticias de toda la familia en general, de hijos, casamientos, trabajos, nietos, noticias de Galbarra, del tiempo y las cosechas… por una de ellas nos enteramos que el verano de 1969 llovió tanto que ni la cosecha se podía recoger. Ella mandaba también cartas poniéndoles al corriente de su vida y enviando sin olvido el “almanaque”, aquel calendario que anualmente hacían con publicidad del negocio.
    Admirable que tanto los de un lado como la del otro apenas si sabían firmar, pero recurrían primero a los hijos y más tarde a los nietos para dictar las cartas que les mantenían unidos.

    En 1979 Baltasara falleció pero cartas y almanaque siguieron llegando. El relevo lo tomó su hijo Daniel, padre de Lucía, un entusiasta del conocimiento de sus orígenes que nunca quiso perder el nexo con todo lo que su madre dejó atrás. La enfermedad le impidió realizar el ansiado viaje para conocer esta tierra, y una vez fallecido, Lucía se prometió realizar su sueño, visitar la tierra de sus ancestros: Galbarra y Orbiso, orígenes paternos y de aquí rumbo a Italia de donde partió su familia materna y también la de su marido.

    Entramos a la iglesia donde fue bautizada su abuela, visitamos el cementerio, vemos frontón, el lavadero, paseamos por Galbarra y me confiesa que el paseo ya lo ha hecho antes en innumerables ocasiones desde  Bell Ville mediante el stret view. Le encanta la paz que se respira, el paisaje, la hospitalidad… y en la conversación surge varias veces la pregunta “¿seguirá alguien conservando las cartas que su abuela enviaba y quizá algún almanaque?”

    Prometo enterarme Lucía y da por hecho que tan pronto como lo sepa te lo comunicaré. Espero que hayáis tenido suerte en las otras búsquedas que llevabais, y recuerda que el pequeño lugar de donde hace más de un siglo partió tu abuela, siempre os volverá a recibir con los brazos abiertos. Un fuertísimo abrazo.

    Lucía Ganuza y su esposo junto a Carmen y Trini, ante la casa de su abuela Baltasara

    Lucía Ganuza y su esposo junto a Carmen y Trini, ante la casa natal de su abuela Baltasara

    Compártelo:

    13 Comentarios hasta ahora.

    1. Silvia Osés dice:

      Mil gracias por el reporte, Conchi. Haces una labor imposible de pagar y agradecer lo suficiente. Me he emocionado al leerlo. Gracias a esta historia, también disfruté de una tarde de charla con mis tías, recordando el árbol genealógico y sabiendo más sobre mis ancestros.
      Tenemos mucha suerte de tenerte en el Valle. Sigue así!

    2. Ainhize dice:

      Eskerrik asko desde casa Manolo por éste reportaje. Un saludo.

      • Conchi Galdeano dice:

        Traían una foto de la casa con tus bisabuelos en la puerta y una de las cartas estaba escrita por tu madre.
        Una pena que ese día no hubiera nadie, por fiestas ya hablaremos un ratico.
        Gracias por dejar el comentario.

    3. Mariasun dice:

      Un placer leer el reportaje!!!! me has hecho recordar perfectamente la cocina de Bilbao y como la abuela Benita me dictaba las cartas y yo las escribia. He podido volver a ver a mis abuelos, Sabino y Benita, colocando el almanaque de la tienda de su hermana, en la pared de la cocina y a Manolo recordando la dirección que venia en el almanaque ” Ascasavi 407, bel ville, Cordoba”.
      Gracias!!!!

      • Conchi Galdeano dice:

        Justo acababa de contestar a Ainhize que una de las cartas que traían estaba escrita por tí, la fotografié, ya te la pasaré. Que memoria con la dirección!!! Ella se preguntaba si quizá guardaséis alguna carta o almanaque de los que envió su abuela… ya hablaremos.

      • luciaganuza dice:

        Mariasun que alegria y emocion me causo leer tu comentario sobre el almanaque y dile a Manolo que tiene muy buena memoria la direccion del almacen o tienda es correcto y que me hubiera gustado conocerlo y hablar con el.Un abrazo.

    4. Mariasun dice:

      Perfecto, nos vemos pronto!!!

    5. luciaganuza dice:

      Hola Conchi,muy conmovedor y emocinante tu descripcion de esas horas que pase en Galbarra no se borraran mas de mi mente,muchas gracias por acompañarme y enseñerme esos lugares donde seguramente mi abuela recorrio durante esos 15 años que vivio alli.Un fuerte abrazo,y gracias.

      • Conchi Galdeano dice:

        Pasé una mañana muy a gusto con vosotros. Imagino que ya estaréis de vuelta por casa, espero ponerme en breve en contacto. Un gran abrazo.

    6. rolando oscar ganuza dice:

      Yo soy Rolando Ganuza,vivo en La Pampa Argentina, mi abuelo nacido en Zuniga, se vino de Navarra en 1908.Visité esos lugares y conocí flia, pero creo yo, no somos familia,no obstante me gustó el relato,grac. Rolo

    7. rolando oscar ganuza dice:

      Viajé en el 2015 y conocí lugares de Navarra con relación a mis ancestros Ganuza Zuniga Estella Pamplona.muy emocionante,en Zuniga todavía esta la casa de mi abuelo Placido.

    Deja un comentario


    • RSS EN TIERRA ESTELLA

    • OCIO Y CULTURA

      • - VISITAS GUIADAS EN ESTELLA
      • - VIERNES CULTURALES Cines Los Llanos, Estella,
      • -Exposición Museo del Carlismo ESTELLA .
      • -Exposiciónes y actividades MUSEO GUSTAVO DE MAEZTU
    • EL VALLE DE LANA

    • NOTICIAS POR MESES